Elimina los talones secos con estos consejos

Tener los talones secos y agrietados puede ser normal, especialmente cuando el clima es frío o seco. Si sufres de este problema, no te preocupes, existen varias medidas de autocuidado que se pueden tomar desde casa para aliviar la sequedad y sanar las grietas de la piel.

El doctor Gabriel Sciallis, especialista en dermatología, asegura que estos son los consejos que debes seguir para tener una piel sana y bonita en los talones:

  • A fin de combatir la piel seca, lo mejor es humectar los piesconstantemente. Los humectantes crean un sello sobre la piel que impide el escape del agua y la sequedad de la piel.
  • El experto recomienda humectar la piel con toda la frecuencia que se pueda, especialmente antes de acostarse, y luego ponerse un par de calcetines para sellar la humedad durante toda la noche.
  • Otra manera de reducir la sequedad de la piel o los talones secos es usar solo jabones suaves para los pies, bañarse con agua tibia (no caliente) y remojar los pies en agua pura o jabonosa durante 20 minutos, secarlos suavemente con palmaditas y luego aplicarles de inmediato el humectante.
  • Después de remojar los pies, una esponja vegetal o un estropajo para pies pueden ayudar a sacar la piel muerta de los talones. Sin embargo, úsalos aplicando solo poca presión y no olvides limpiar y secar la esponja vegetal o el estropajo después de cada uso.
  • Si estas medidas de autocuidado no te ayudan o si tus talones se hinchan o inflaman, consulta a un médico o dermatólogo, pues posiblemente necesites un ungüento de venta bajo receta médica con humectantes más fuertes o una crema con esteroides para aliviar la inflamación.
En algunos casos, la piel seca y agrietada puede indicar la presencia de un problema de salud más grave, como diabetes o pérdida de la función nerviosa.
Si sospechas que tienes una enfermedad escondida, consulta con el médico de inmediato para ver si es necesario evaluar más a fondo la situación.
Recuerda que tu piel habla mucho de tu salud, así que cuídala y dale la atención necesaria, especialmente si hay un problema que persiste durante varias semanas.